Celebra Wilfrido Lázaro la toma de posesión como arzobispo de Morelia, del Monseñor Carlos Garfias.

Comunicado 063/2017

· Da la bienvenida al nuevo arzobispo y reconoce la trayectoria de Alberto Suárez Inda, quien aportó desde su trinchera a la construcción de un mejor estado.

Morelia, Mich., a 18 de enero de 2017.- Un mensaje de paz  a los michoacanos que permita regresar la tranquilidad a este gran estado,  es el que sin duda trae consigo el Monseñor Carlos Garfias, quien tomó posesión como Arzobispo de Morelia, señaló el diputado del PRI, Wilfrido Lázaro Medina, al dar la bienvenida al clérigo y reconocer la trayectoria y su aportación al estado, al Cardenal Alberto Suárez Inda.

El legislador priísta celebró el llamado del Monseñor a toda la sociedad michoacana para  erradicar la violencia, la injusticia y la corrupción; a esta convocatoria subrayó, también se deben de sumar todos los actores políticos de la entidad, que también son responsables de construir las acciones, leyes y  políticas públicas encaminadas a tener un mejor estado.

Asimismo enfatizó que si bien está clara la separación del Estado y la Iglesia, esta última, al igual que otros grupos civiles y religiosos, contribuyen a promover valores entre los ciudadanos y a fomentar un mensaje de paz y de la no violencia.

El Arzobispo de Morelia, Carlos Garfias,  dejó en claro que se requiere de la unidad para hacer frente a los grandes retos que tiene el país, por ello sostuvo, Lázaro Medina que el llamado a conjuntar esfuerzos  para recuperar la paz en Michoacán, es solo el inicio para transitar hacia el restablecimiento del Estado de Derecho y devolver la confianza en las instituciones.

El presidente de la comisión de Seguridad y Protección Civil en el Congreso también aprovechó para reconocer la trayectoria y la aportación realizada por el Cardenal Alberto Suárez Inda, quien deja un gran legado a esta entidad, en donde se formó como pastor de la iglesia. Su labor, resaltó el diputado local, trascendió el ámbito religioso, ya que más allá de ideologías, el Cardenal siempre hizo un llamado a la unidad, y se  involucró en la solución de  los problemas sociales del estado.

El diputado del PRI señaló que ambos clérigos, así como otros grupos y asociaciones religiosas, pueden aportar a engrandecer a Michoacán desde su trinchera, esto tras recordar que la tarea de restablecer  el estado de derecho y  la paz, así como reconstruir el tejido social, es una tarea conjunta que corresponde a toda la sociedad.